Mi primer día de clases...

Hoy fue mi primer día de clases en la UBA. Curso en ciudad universitaria.

Llegué a ciudad tarde, obviamente, dado que soy una chica trabajadora y se complica con el transito de viernes en hora pico llegar en una hora a ciudad universitaria. Estaba tranquila porque yo ya sabía a qué piso y aula exactamente tenía que ir...

 Entré al pabellón y subí hasta el piso que me habían indicado. Me costó bastante más de lo que pensaba encontrar el aula, pero finalmente lo logré. Todo para qué? Para que estuviera cerrada y con la luz apagada. Genial! Yo y mi orgullo empezamos a caminar descontroladamente por todo el piso. Ahí si que no tenía ni la más puta idea de dónde mierda tenía que ir. Me preocupé porque pensé que me habrían cambiado de cátedra o algo. Después de un largo rato decido ir a secretaría de alumnos (si si, esa que cierra a las 19hs) que dada la hora estaba cerrada. Excelente! Pensé. Jamás voy a encontrar mi aula.

 Yo y mi orgullo seguíamos en el subsuelo dando vueltas hasta que nos topamos con un tumulto de gente escuchando una clase en el aula magna. En ese momento, mi orgullo se hizo a un lado y yo le pregunté a una chica acerca de qué versaba la clase. Me contestó amablemente y finalmente yo (con mi orgullo a un lado) había dado con el lugar indicado.

 Terminó la presentación y nos invitaron a dirigirnos a las aulas. Obviamente mi orgullo y yo nos dirigimos al mismo aula que nos habíamos dirigido en un principio y obviamente nos dimos la cabeza contra la pared porque seguía sin haber nadie. Nuevamente empezamos a caminar descontroladamente por todo el piso. Yo cada vez más deseperada y mi orgullo que me seguía. En una vuelta, mi orgullo quedó atrás y aproveché para preguntarles a dos chicas si sabían dónde daban mi materia y no sabían pero una de ellas me aconsejó que pruebe un piso más abajo con el mismo número de aula pero un piso más abajo.

Bajé y ahí estaba. Todo el tiempo había estado ahí. ESA era mi clase. Entré y busqué un lugar. Había mesas grandes y gente a su alrededor dispuesta en grupos. Me senté donde ví asientos libres. Creo que elegí la mesa de los nerds... parece que tengo un imán hacia las minorías. Obviamente, yo soy la única mujer del grupo. Si tengo que elegir, prefiero no juntarme con mujeres. Ya tengo suficiente con mi combo hormonal y trabajando el día entero rodeada de mujeres.

 En fin, como les comentaba, elegí la mesa donde había lugares libres. Ya me había dado la impresión de que cada mesa era un grupo, pero una vez que me senté lo supe con certeza. Ése iba a ser mi grupo de trabajo para todo el año. Me hubiese gustado pasar mesa por mesa mirar las caras de todos, ver qué onda la mesa, qué me generaba, antes de realizar mi elección pero eso no era posible. Bueno, no era posible hacerlo sin pasar desapercibida. Me limite entonces a sentarme en donde había lugares libres sin elegir mucho más. Creo que nadie eligió mucho tampoco.

 Continuará…

3 valientes me dicen...:

Addax | 10 de abril de 2010, 13:48

Jajjaajaj muy bueno!!!!!!!!!

Uffffffff, sho soy casi un ser sobrenatural respecto de ser "el nuevo". Fui "el nuevo" casi siempre. PEro, gracias a mí (o a eso) ahora sé cómo hacer mierda el hielo en un entorno que no conozco, y sé también cómo viene la mano con el grupo estudiantil que me toque.

Igual, no es que lo tenga superado. Sho tengo eso llamado fobia social a no ser que haga algo la semana previa. Creo que un buen porro me haría más fáciles las cosas, pero sho soy de los que reman y construshen a voluntad, sin el aderezo químico.

¡Qué tengas suerte en tus estudios, si te conectas bien con esa péndex intelectual y, si al hacer eso, no metes el pensamiento específico saboteador ese que tienes, vas a tenerla re clara en el día a día!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

BEsossssssssssssssss

Guerrero de luz | 10 de abril de 2010, 14:17

jajajaj mortal el primer dia!!!

mucha suerte! y éxitos!

besos....

Olaf | 10 de abril de 2010, 22:00

En casos así yo siempre prefiero sentarme con los nerds!